jueves, 26 de octubre de 2006

11. La conexión Madrid-Hawai

Corrían tiempos revolucionarios en la radio. Al auge de las radios libres, que eran muchas y muy variopintas, había que añadir la aparición de una nueva emisora que me acercaría a la modernidad y a la actualidad menos oficial. Así que en plena adolescencia inquieta de instituto mixto y edad del pavo, Radio 3 irrumpe en mi vida desde la frecuencia modulada de mi radiocassette Sanyo negro y monoaural. Pop 50 de Radio Popular había desaparecido, y las mañanas estaban bien cubiertas con el Musiclan Ché de Pedro Víe en Radio Cadena Española. Ahora todas las noches escuchaba en Radio 3 el Diario Pop con José Mª Rey, Tomás Fernando Flores y Jesús Ordovás, que presentaba la última parte dedicada al pop español que se llamaba Esto no es Hawai. En ningún momento abandoné la música que hasta entonces me gustaba, pero el Diario Pop me abrió la puerta a la auténtica vanguardia y me dio a conocer grandes clásicos.

"Odio" Alaska y Los Pegamoides. Popgrama. TVE. 1980.


En Madrid se cocía algo que desde fuera solo podía ser saboreado a través del Diario Pop. Muchos vivimos las noches del Rockola, o las fiestas de Radio 3, desde sus emisiones en directo. Decenas de sellos discográficos independientes aparecieron de la noche a la mañana: DRO, Grabaciones Accidentales, Tres Cipreses, Dos Rombos, Lollypop... y las locales Citra, Ediciones Milagrosas, o Intermitente. Ordovás pinchaba maquetas y unos meses después se publicaban en forma de single o ep. El ritmo era vertiginoso, y la variedad de estilos interminable. Había grupos de corte latino como Los Coyotes y esos míticos “300 Kg” y las “100 Guitarras” que me encantaban, o los Funkcionarios y “Honolulu”, u Objetivo Birmania. Bandas de estilo rocker, sobre todo las de Barcelona, como Loquillo y Los Trogloditas o Los Rebeldes, y los castizos y más personales Gabinete Caligari. Experimentos de pop siniestro como los fantásticos Décima Víctima y aquel “Tan Lejos”, o los fundamentales Parálisis Permanente, y bandas con personalidad propia como los Pegamoides, La Mode, Radio Futura, Ciudad Jardín, Glutamato Ye-Ye, los Monaguillosh, Dulce Venganza, Aviador Dro, Derribos Arias, La Dama se Esconde... las bandas gallegas, como Siniestro Total o Aerolíneas Federales, y las de Valencia, como La Morgue, Interterror, Manía, Armas Blancas, Sade, Gabotti, La Resistencia, o los más conocidos Glamour.
Casi todos publicaban sus discos a través de esos sellos independientes, con tiradas muy limitadas y distribución muy irregular. No era fácil conseguirlos en Valencia salvo en tiendas especializadas. Para colmo muy cerca de mi casa abrieron una de esas tiendas, así que para mí era muy fácil escuchar una noche “Voces en la jungla” de los Monaguillosh, que era hipnótica y arrebatadora, y a la mañana siguiente bajar a comprar al Superette y a por el single, si es que ya había llegado.

"Barcelona Ciudad" Loquillo y los Trogloditas. Clip. 1984.


De todas formas, lo divertido era aparecer por El Corte Inglés o Galerías Preciados, preguntarle a la dependienta si tenía el single de Siniestro Total “Me pica un huevo”, y esperar la reacción de la buena señora en plan “éste me está tomando el pelo, no es posible que un disco se llame así”. Pero sí. Se llamaba así, y aunque su distribución hubiera llegado a los grandes almacenes, El Corte Inglés jamás hubiera colocado en sus estanterías un disco con ese título. Normas de la casa.

Por supuesto yo me compraba todos los singles, incluso los malos. Si Ordovás los ponía, yo los compraba. No hace falta decir que todos mis ingresos, las sisas de la compra, y algún que otro paseo furtivo por el sufrido monedero de mi madre, estaban destinados a la compra de discos, porque es que yo seguía comprando cosas de Ana Belén, Mecano, la Human League, o Lluís Llach, como siempre. Decidí coger el tren de la modernidad, sin apearme del mainstream o la canción de autor, algo que provocó en mí, serios desdoblamientos de personalidad, disparatadas contradicciones, y continuas discusiones con los puristas de cada género.

Por primera vez era testigo directo de grandes cambios. La “movida” me pilló con la edad ideal para dejarme caer en sus garras y convertirme en una fashion victim con el fémur dislocado y las branquias bajo el agua. Porque la “movida” iba más allá de lo musical, y palabras como “diseño” y “postmodernidad” estaban repentinamente a la orden del día.

"Tupés en crecimiento" Derribos Arias (con Loquillo, Sabino e Iñaki Glutamato). La Edad de Oro. TVE. 1983.

10 comentarios:

Bidelo dijo...

De aquella época, ¿no era también Glutamato yé-yé? Mi hermano tenía un vinilo, por aquel entonces era colega de Joan Ligres y traía algunas cosas que le dejaba éste, no sé si este dico también.

Por cierto, ¿a qué tienda del barrio te refieres?

Acid Queen dijo...

Pues sí. Y ademas Glutamato era de los mejores y de mis favoritos. tengo todos sus discos. Un olvido imperdonable por mi parte que voy a rectificar de inmediato.

La tienda es Melody, y estba en la Gran Vía Fernando el Católico...

tonino dijo...

Pedro Víe... no es el padre de un Divago?

Acid Queen dijo...

¿En serio? Pues no tengo ni idea. Pero yo era superfan de su programa... Víe era muy cañero, programaba mucha música de importación, y rajaba mucho de discográficas e historias curiosas...

dancing queen dijo...

Por cierto, que será de Pedro Víe? mi mejor época de escuchar radio musical era la época de "Musiclan Ché" y "La noche es joven", las entrevistas eran una caña, hurgándoles a los cantantes con los entresijos de las compañías discográficas que los utilizaban como producto y dejándoles sin saber que decir en más de una ocasión..... sólo hubo una persona con la que no pudo ganar el asalto según dijo él.... Massiel, je je je

Moniatosoundmachine dijo...

Hola!
La verdad,es que teneis razón.Pedro Vie ha sido (lo seguirá siendo)uno de los mejores periodistas musicales del pais.Y lo digo tal como suena.Si hubiera hecho radio desde Madrid,estaría en el Olimpo de los dioses de la radio,esos que son capaces de hablar y que suba el precio del pan.
Lo que el hacía en Radio Cadena no lo hacía nadie.Ni el plasta de Enrique Ginés,ni el bodrío de programa de Pop 50,ni por supuesto la gran estafa musical de los 40 principales (palabra del señor...).
Animo en tu trabajo con el blogg,lo haces estupendamente.

Anónimo dijo...

Je, vaya yo era uno de los asiduos del programa ,en aquella epoca era disjokey ,y tenia una gran amistad con pedro,y mira por donde hoy me preguntaba que habra sido de el,hice muchos prgramas de colaborador con el y es mas canocia a su familia,desde aqui un saludo y me gustaria saber algo de el,saludos soy manuel.

La Peca de Serrat dijo...

Que curioso,pues hoy he ido con antiguos amigos a cenar y se me ha ocurrido preguntar por Pedro (mi amiga vecina de él), siempre que la veo le pregunto,a pesar de que han pasado muchos años, aparte era un gran seductor y a las mujeres nos gustaba mucho, era una época precisa la de Musiclam-che con Julio Pla y Pedro en control, total que pedro está muy bien y que es abuelo.
He pensado si en el google encontraria algo de él y que alegria he escontrado esto; os iré contando y por favor Pedro si lees esto informanos a tus fans de algo mas, que mi amiga hace mas de 4años que no te ha visto. te acuerdas cuando pinchabas disco en las Vegas?que tiempos!!!!

La Peca de Serrat dijo...

Queria decir: época preciosa y me voy a alargar un poco mas; haciendo alusión a Enrique Ginés, era muy entendido en música pero claro Pedro era Pedro. Un día me presenté a La Voz de Levante (que era donde trabajaba Julio y Pedro,yo era una cría)porque iba el Dúo Dinámico a la emisora y cuando fui se habían ido y Pedro tan estupendo como siempre me llevo al sitio donde estaban, aún tengo todos los discos que me tocaban de prguntas que hacían musicales y contestábamos por teléfono.
Un saludo para todas los seguidores de Disco-Clan y después Musiclán

Richard81262 dijo...

Es una injusticia: "Pedro Víe fue el más grande en lo que a música de disco y underground se refiere"
Era el único que decía las verdades, si querías salir de la rutina nacional, a Musiclan...dónde te decían las verdades y te refrescaban los oídos con lo más fresco...
Pedro me acuerdo de cuando me presenté en AV/Cid donde tenías el cuartel general. Yo Conocí a Pedro Víe!!! El más grande!!!